¡Nos vamos de misión a Buenos Aires!

Somos Javier, Jose y nuestra hija Clarita. De profesiones abogado y psicóloga. Estamos casados hace 3 años y hace hace 1 año y medio nos vinimos a vivir a la población La Pincoya para colaborar en la obra de Misericordia. En abril de éste año asumimos un nuevo y gran desafío: ¡La misión que tiene Misericordia en Argentina durante 2 años!

Nos vamos a vivir a Villa La Rana, un barrio en las periferias de la gran ciudad, donde nos pondremos al servicio de los más pobres y de la Iglesia.

En el barrio de misión está todo por hacer. Partiremos conociendo a nuestros vecinos, realizando de a poco pequeños programas sociales y pastorales, empezando el camino para la posterior construcción de un Centro Misericordia en la Villa.

¡Es una tarea desafiante! Pero cuando la obra es de Dios, es Él quien construye.

san-juan-diego-3

Una GRAN misión

¿Por qué con Misericordia? Hemos encontrado aquí un lugar donde podemos entregarnos a Dios como familia, poniéndonos al servicio de los más pobres.

¿Por qué 2 años? Está pensado para poder formar el proyecto y que nuestra entrega tenga fecundidad, en éste tiempo conoceremos el barrio, los vecinos, lanzaremos proyectos de salud y educación.

¿Por qué Buenos Aires? La misión en este lugar es joven, ¡todo está por hacerse y desarrollarse! La necesidad material y espiritual es muy grande.

¿Qué es Misericordia?

Misericordia tiene por misión dar la vida en los barrios pobres y vulnerables, poniéndonos al servicio de familias que viven en situaciones muy precarias. Al vivir con ellos, su barrio se convierte en el nuestro. Cuando vivimos esta experiencia de cercanía, confianza y escucha cotidiana, surgen proyectos que no solo satisfacen sus necesidades más básicas, también tienen en cuenta sus aspiraciones más profundas: nuestro trabajo se basa en una visión cristiana integral de la persona humana.

Misericordia se encuentra presente actualmente en las periferias de las grandes ciudades de Santiago, Buenos Aires, Nueva York y París, ahí se está viviendo una revolución de la ternura impulsada por otros matrimonios que han decidido dar parte de su vida en la misión, son ayudados por jovenes voluntarios que van a vivir a estos lugares para ponerse al servicio de la Iglesia.

¡Sin ti la misión es imposible!

Misericordia vive gracias a las donaciones, éstas financian las diversas misiones y proyectos.
Por esto te invitamos a ser padrino de nuestra misión en Argentina.

Al hacerte padrino, ¡Te irás de misión con nosotros! No solo por hacerlo posible, sino que además te enviaremos nuestros reportes mensuales contándote los pasos que vamos dando en la villa y estarás permanentemente en nuestra oración.

whatsapp-image-2021-03-05-at-15.11.57
Papa Francisco
Papa Francisco
@Pontifex_es

Dios no se resigna. Él se preocupa precisamente por ti que todavía no conoces la belleza de su amor, por ti que todavía no has aceptado a Jesús en el centro de tu vida, por ti que no puedes vencer tu pecado.

Gracias desde el fondo del corazón

Tu donación es una autentica participación en la misión.
¡Viva la Misericordia de Dios!

Javier, Jose y Clarita.